Comunicado de MÓSTOLES FEMINISTA por el juicio del bloque recuperado “LA DIGNIDAD”

En mayo de 2014 la asamblea de STOP Desahucios Móstoles, recuperó y rehabilitó un bloque de viviendas, en concurso de acreedores, propiedad de una constructora en quiebra, cuyo principal acreedor es Bankia, una entidad rescatada con dinero de todas y responsable, entre otras, de la situación de emergencia social que estamos viviendo como sociedad.
El bloque llevaba seis años desocupado, pasto del deterioro y de la rapiña y con nulas condiciones de habitabilidad.
No había electricidad ni agua, faltaban calderas y calentadores, habían arrancado los grifos y las terrazas estaban atestadas de excrementos de palomas y de basura los garajes.
En cuestión de días ya se podía ver el edifico limpio, alegre, y a la chavalería jugando en el soportal o en la placita frente al mismo.
Y llamaron al bloque “La Dignidad”, Ningún nombre habría sido más adecuado.
Personas sin solución habitacional dieron un vuelco a su vida tomando para sí una vivienda digna que este sistema les había negado, (aunque ofrecido nominalmente en sus leyes) cuando les dejó sin trabajo, sin ayudas sociales, sin recursos, con deudas perpetuas y en varios casos con criaturas que alimentar, educar, y proporcionar una infancia digna también, o jóvenes sin perspectiva de empleo abocadas a vivir perpetuamente con sus familias, negándoles esa mayoría de edad que su dignidad también reclamaba.
Mujeres que se empoderaron y nos están dado un ejemplo de lucha, superación y trabajo, añadiendo a los problemas comunes su condición de mujeres y ejerciendo su trabajo feminista que está consiguiendo sus frutos en los demás compañeros y sobre todo, en las criaturas que allí viven y que tomarán su testigo.
El trabajo colectivo y el apoyo mutuo, hicieron posible que esto saliera adelante y, como tantas cosas, no fue fácil.
Otras personas y colectivos apoyamos y nos enamoramos de esta aventura que ponía otra piedra para lograr aquello en lo que soñábamos todas. La posibilidad de vivir en una sociedad donde frente el beneficio individual, absurdo, consumista, competitivo y cruel, el sostenimiento de la vida fuera el eje central, pero no una vida cualquiera. Una vida que mereciera ser vivida, donde el hecho de existir y ser persona diera el derecho y la obligación de disfrutarla y de aportar para que otras la disfrutaran.
El bloque sigue recuperado y vivo y nuestro sueño continua. Una ciudad llena de casas vacías es absurda cuando hay tanta gente que necesita casas… Acumular hormigón vacío no sostiene la vida. Llenarlo con personas no sólo la sostiene. La reparte en los bloques, en los barrios, en los parques, en las escuelas, en los comercios….
Por eso, cuando hemos sabido que cuatro personas serán juzgadas el próximo 19 de mayo, imputadas por un delito de usurpación, por estar implicadas en todo esto, sólo podemos PEDIR SU ABSOLUCIÓN.

Etiquetado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.


Centro de preferencias de privacidad

Imprescindibles

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

Cookies de sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.

_unam, cookies.js, gdpr[allowed_cookies], gdpr[consent_types]

Advertising

Analytics

Other